La diabetes y trastornos mentales



La salud mental afecta muchos aspectos de la vida diaria, como la forma en que piensa y se siente, maneja el estrés, se relaciona con otras personas y toma decisiones. Se dará cuenta de que tener un problema de salud mental puede hacer que le sea más difícil apegarse a su plan de cuidado de la diabetes. Los problemas de salud mental que no se traten pueden empeorar la diabetes, y los problemas relacionados con la diabetes pueden empeorar los problemas de salud mental. Pero afortunadamente si mejora uno, el otro también tiende a mejorar.


La depresión es un trastorno mental que causa sentimientos de tristeza y, a menudo, la pérdida del interés por las actividades que solía disfrutar. Puede interferir en su desempeño en el trabajo y en su casa, e incluso en el cuidado de la diabetes. Cuando usted no puede manejar bien la diabetes, aumenta su riesgo de presentar complicaciones relacionadas, como enfermedad del corazón y daño a los nervios.


Las personas con diabetes tienen entre 2 y 3 veces más probabilidades de presentar depresión que las personas sin diabetes. Solamente entre el 25 y el 50 % de las personas con diabetes que tienen depresión reciben el diagnóstico y tratamiento. El tratamiento —ya sea terapia, medicamentos o ambos— es habitualmente muy eficaz. Y, sin tratamiento, la depresión suele empeorar, no mejorar.



El otro trastorno mental es la ansiedad que también puede afectar en la diabetes. La ansiedad —el sentimiento de preocupación o temor, o la sensación de tensión generalizada— es la forma en que su mente y su cuerpo responden al estrés. Las personas con diabetes tienen probabilidades 20 % mayores que aquellas sin diabetes de tener ansiedad en algún momento de su vida. El manejo de este trastorno mental a largo plazo como la diabetes es una fuente significativa de ansiedad para algunas personas.



Los tratamientos psiquiátricos en pacientes con diabetes deben ser acompañados por un psiquiatra y trabajar en equipo de salud con el endocrinólogo. Además, se recomienda asegurarse de ver a un endocrinólogo para el cuidado de la diabetes. Él o ella probablemente tendrán un entendimiento más profundo que su médico regular de los desafíos que representa la diabetes. El unirse a un grupo de apoyo para personas con diabetes para poder compartir sus pensamientos y sentimientos con otras personas que tienen las mismas preocupaciones y también para aprender de ellas es una excelente recomendación.



Su equipo de cuidados de la salud sabe que la diabetes es un desafío, pero puede que no sepa cuánto. Y aunque usted, quizás, no esté acostumbrado a hablar de sentir tristeza o desánimo, si le preocupa su salud mental, dígaselo a su médico de inmediato. No está solo. ¡Hay ayuda disponible!


Referencia Bibliográfica:


1. La diabetes y salud mental. Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC). (Consultado el 17 de octubre de 2021). Disponible en:


19 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo